Una visión del 24M que puede que no se debata en ningún medio

Escrito por RafaelVicarioRodriguez 30-05-2015 en elecciones. Comentarios (0)

¿Podrían los resultados de las elecciones del pasado 24 de mayo animar a votar al electorado abstencionista? ¿Ese que no vota por estar tan asqueado de la política?

Mucho se está hablando de lo ocurrido en las últimas elecciones autonómicas y municipales en España. Sin duda, uno de los análisis más acertados es ese que habla de un pueblo cansado de austeridad y reformas que nos quitan derechos y nos reprimen, y que ese pueblo ha decidido dar un vuelco a la izquierda dando una soberana lección a nuestros actuales gobernantes. Tampoco tienen menos razón aquellos que aseguran que la ciudadanía está harta de tanta corrupción, por supuesto.

Así las cosas, parece que lo lógico es lo que ha ocurrido, e incluso hay quien habría visto más lógico una mayor debacle del partido en el poder y unos peores resultados de su opositor mayoritario en el congreso.

Ahora bien, los resultados han sido los que han sido (hay posibilidades muy claras de cambios de gobierno en la capital y algunas ciudades súmamente importantes del país) con una abstención muy similar a las de 2011, quizás por eso no se ha observado especial interés de los dos grandes partidos (PP y PSOE) en arengar a las masas a votar.

La gran pregunta que creo deben hacerse todos los partidos, ¿qué habrían hecho esos abstencionistas de haber sabido lo que ha acontecido?, ¿habrían acudido a las urnas?, pienso que muy probablemente sí. Recordemos que la desafección de la política, en su mayor parte, la han provocado los propios políticos. Por tanto, no sería de extrañar que a alguien que observe el nuevo panorama pudiera volver a ilusionarle la política.

Conclusión: Las pasadas elecciones podrían constituir el pistoletazo de partida para que en las generales ocurran cambios de mayor importancia aún.